Manifiesto



Hoy no hay comentario.

4 comentarios:

BGA dijo...

Me encantó el "Hoy no hay comentario".
A veces, las palabras están de más.-
Salut!

Belén.-

Ego dijo...

Un acto de verdadera rebeldía sería empezar a leer y a escribir bien.

horra!horra! dijo...

me encanta la iniciativa!!!

Alandroide dijo...

Hola:
Vagando por el amplio mundo de los blogs, me he encontrado con este. Es interesante lo que hacen (¿o haces?), sin embargo creo que, tanto la lengua como la escritura, son formas de comunicación vivas y, por tanto, susceptibles de cambiar. Es más, la escritura difiere incluso entre grupos culturales con los mismos códigos (las clases populares son más ricas en comunicación que los sectores populares intelectuales o burocráticas, porque las primeras juegan con el lenguaje mientras que las segundas que se aferran a reglas muchas veces absurdas y sin sentido).
¿Y qué me dicen de los fenómenos de comunicación en la frontera? La anarquía gramatical es tal que ahí es donde se forman nuevas formas de comunicación, como el “espanglish” o en su tiempo el latín (formado de la unión de diferentes lenguas)
Las reglas gramaticales no son otra cosa que el deseo de poder sobre el otro. Y lo que hoy tiene acento, ayer no lo tuvo y tal vez mañana no lo tenga.
Con todo, suerte en su empresa.

Saludos, mucha paz. :D